sábado, 11 de enero de 2014

2014: Tiempo para olvidar el pasado

Ya pasado el confuso 2013, en el que los New York Knicks estuvieron muy lejos de las expectativas previas que, antes del inicio de ésta temporada en la que nos encontramos, se tenían sobre ellos. En cuanto a juego colectivo, rendimiento de ciertos jugadores y, sobre todo, resultados bastante más negativos de lo esperado. Lo cierto es que, los primeros 3 meses de competición solo sirvieron para dar una cura de humildad a los neoyorquinos y, sobre todo, para sembrar dudas.
Rumores de traspaso, la afición pidiendo dimisiones, derrotas dolorosas, lesiones que se sucedían...nada parecía llamar a la positividad, hasta que llegó el esperado 2014.

El inicio del año se antojaba duro, con una mini-gira por el oeste que enfrentaría a los Knicks frente a Mavericks, Rockets, Spurs, pero los de Mike Woodson supieron deshacerse de ésta dificultad con un balance positivo de 2 victorias y 1 derrota (que se podría haber evitado si las elecciones a final del partido hubieran sido las correctas) con una notable mejoría en el juego, tanto defensivo como ofensivo.

Si Chandler se lesionaba y JR Smith seguía sin ser el de la pasada temporada, aparecían unos geniales Kenyon Martin e Iman Shumpert para sacar a los Knicks del apuro y situar al equipo en una equilibrada situación en la que no se habían encontrado en toda la temporada. Además, en Toure Murry se ha encontrado un base de garantías para el banquillo que aportará defensa y velocidad cuando sea necesario.

Los Knicks parecen haber vuelto. En este año 2014 el balance es, actualmente, un positivo 4-1 y, a pesar de seguir sin jugadores clave como Tyson Chandler, Pablo Prigioni y/o Metta World Peace, el buen juego está presente. Sería un grave error dar esta situación pecar de tranquilidad al ver esta positiva situación, ya que los Knicks siguen fuera de Playoffs. Queda trabajo por hacer, pero se ha encontrado el camino para volver. El equipo capitaneado por Carmelo Anthony quiere estar en el lugar que le corresponde, lo está demostrando y no me cabe ninguna duda de que si sigue jugando con ese corazón ocupará esa plaza.

¡Gracias por dedicarme un momento! (@GCoronelM). Go Knicks!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada